en la web en la Biblia
 
           
OLEVIANUS, KASPAR (1536-1587)
Guardar como Pdf Guardar como Pdf
Imprimir Imprimir
Enviar este enlace por e-mail a un amigo Enviar este enlace por e-mail a un amigo
Ver más Biografías Ver más Biografías
 

Kaspar Olevianus, reformador alemán, nació en Tréveris el 19 de agosto de 1536 y murió en Herborn, a 51 kilómetros al nordeste de Nassau, el 15 de marzo de 1587.

Kaspar Olevianus
Tras pasar rápidamente por las escuelas de su ciudad natal se fue a París para una educación más amplia en 1550. Más tarde fue a Orléans y Burdeos para estudiar Derecho, donde se uniría a las congregaciones reformadas, que prosperaban en secreto. Al salvar al joven duque Hermann Luis del Palatinado de morir ahogado, él mismo fue rescatado por un criado. Creyendo que esto era un acto de la divina providencia estudió las Escrituras con gran fervor, a la vez que continuaba con sus estudios y conseguía en 1557 su doctorado en derecho civil. Visitó Zurich y Ginebra ese año, donde recibió tal ánimo de Farel y Calvino, que en junio de 1559 regresó a Tréveris, resuelto a terminar sus estudios para la predicación del evangelio. Allí, habiéndolo solicitado, Olevianus fue contratado por el consejo de la ciudad como profesor de filosofía en la universidad, donde comenzó a enseñar en latín, predicando el 10 de agosto de 1559 su primer sermón en alemán y dando sincero testimonio de la verdad evangélica. A causa de numerosas protestas, el consejo decidió prohibir sus sermones, pero la iglesia de St. James se sometió a su aceptación. Comenzando el 30 de agosto, sin ser molestado por los concejales del elector Juan VI, ausente en la dieta imperial de Augsburgo, Olevianus reunió una congregación evangélica creciente día a día. No más tarde del día 21, el burgomaestre Joahnn Steuss se adhirió a la Confesión de Augsburgo, procurando la libertad religiosa en los términos de la Paz de Augsburgo. Steuss estuvo totalmente justificado en esta exigencia, en razón de las antiguas libertades de la ciudad de Tréveris. Sin embargo, el gobernador de la ciudad se declaró sometido al arzobispo y el 14 de septiembre se renovó el entredicho contra la predicación. Sin embargo, por petición de sus seguidores, Olevianus, continuó sus sermones y el 23 de septiembre, en la persona del superintendente Cunemann Flinsbach (1527-71), que había sido enviado desde Zweibrücken por el duque Wolfgang, recibió un respaldo añadido a su labor. Mientras tanto, el 16 de septiembre el elector Juan había regresado a Augsburgo con el propósito de suprimir la Reforma. Pero cuando se dio cuenta de que incluso personas de inclinación católica no se fiaban de él, salió de la ciudad el 28 de septiembre, con la intención de someterla por la fuerza. Convocando a la nobleza y a los campesinos a las armas, sitió la ciudad y cortó todos sus suministros. De esta forma, el elector indujo finalmente a los alarmados católicos miembros del consejo a acceder a su demanda, arrestando el 11 de octubre a Olevianus y Flinsbach, junto son Steuss y otros ocho regidores y cuatro ciudadanos evangélicos. El 25 de octubre, el arzobispo entró victoriosamente en Tréveris con varios centenares de hombres de infantería, para tomar el control. El 15 de noviembre los prisioneros fueron acusados de cargos capitales, como el de alta traición. Pero el elector Federico II del Palatinado y otros cinco príncipes evangélicos, defendieron vigorosamente por una embajada en Tréveris a los prisioneros, levantando el elector Juan la acusación y liberándolos el 19 de diciembre, tras un pago de tres mil florines de multa y exigirles un solemne juramento de mantener la paz sin venganza. Ellos y todos los protestantes fueron expulsados de la ciudad. Los jesuitas fueron llamados en junio de 1560, para reforzar el testimonio católico.

Olevianus fue liberado tras diez semanas de cárcel. Por invitación del enviado del elector del Palatinado fue a Heidelberg y en enero de 1560 halló una esfera apropiada de actividad como director del Colegio de la Sabiduría, convertido ahora en seminario teológico. Al año siguiente era profesor de dogmática en la universidad. Pronto cambió su posición por el oficio de pastor, en una iglesia de la ciudad. Como miembro del consejo ejerció considerable influencia para la reconstrucción de la iglesia sobre líneas reformadas. La revisión final del Catecismo de Heidelberg se puede atribuir a él. En la Conferencia de Maulbronn en abril de 1564, representó eficazmente a la posición reformada. En el coloquio con los teólogos luteranos en Amberg, en noviembre y diciembre de 1564, Olevianus tuvo menos éxito. El alto Palatinado no pudo ser inducido a que aceptara el calvinismo, tomando Olevianus una parte prominente en la organización de la iglesia del Palatinado renano, el 15 de noviembre de 1563 y en la institución de los presbiterios y disciplina de la iglesia según el edicto electoral del 15 de julio de 1570. Desafortunadamente, Olevianus también suscribió el juicio de los teólogos de Heidelberg, que defendían la pena de muerte contra los blasfemos, en el denominado asunto arriano, por lo cual se hizo responsable en la ejecución de Johannes Silvanus, el 23 de diciembre de 1572, lo que mostraba que él tampoco había vencido el espíritu dominante del Antiguo Testamento que prevalecía en muchos valiosos teólogos de esa época. Cuando el elector luterano Luis II subió al poder, Olevianus fue desposeído de sus cargos el 17 de noviembre de 1576. En marzo de 1577 aceptó una llamada de Berleburg, como tutor de los hijos del conde Luis de Wittgenstein, donde también cooperó poderosamente en la reorganización de los asuntos de la iglesia en el espíritu del calvinismo. En 1584 fue llamado como pastor y maestro en la nueva academia en Herborn, pero tras varios meses de enfermedad murió el 15 de marzo de 1587.

Olevianus fue sin duda uno de los más importantes teólogos reformados de su tiempo. Popular predicador y eminente catequista, pensador claro y carácter enérgico, fue al mismo tiempo un cristiano sincero, devoto y humilde.

© No se permite la reproducción o copia de este material sin la autorización expresa del autor. Es propiedad de Iglesia Evangélica Pueblo Nuevo
Iglesia Evangélica Pueblo Nuevo c/ Villacarlos, 14 28032 - Madrid
info@iglesiapueblonuevo.es - Horario de culto: Domingo 11 horas
Inscrita en el Ministerio de Justicia con el número 015638